miércoles, 2 de febrero de 2011

Noche mortal de Heather Graham


Los hermanos Flynn han heredado una plantación en Nueva Orleans de la que no conocían su existencia. Con ella, también la inquietante presencia de un fantasma y un secreto de sus antepasados largamente guardado.

Aidan Flynn, el mayor de los hermanos, es un investigador privado que durante años trabajó en el FBI, pero tras la muerte de su mujer decidió abandonar la agencia y abrir su propio despacho de investigación privada junto a sus hermanos Jeremy y Zachary.
En el momento en que descubren que han heredado la vieja plantación está llevando a cabo una investigación, la búsqueda de una joven adolescente que ha escapado de su casa. Ese caso, en apariencia sencillo, le conduce a otro misterio. En la plantación de los Flynn halla huesos y tejidos humanos. Flynn sospecha que se encuentra ante un asesino en serie pero las autoridades locales no le conceden ningún crédito. Tras el azote del huracán Katrina, Nueva Orleans continua devastada y son numerosos los cuerpos y huesos a los que la tierra ha arrastrado a la superficie.

Hasta la muerte de Amelia Flynn, una tía lejana de los tres hermanos a la que ni siquiera conocieron, Kendall Montgomery cuidó de la anciana que, de hecho, vivió allí durante toda su vida. La inesperada aparición de los herederos despierta suspicacias entre algunos vecinos, molestia entre otros y un sentido de la injusticia para quienes consideran que no merecen quedarse con la plantación, como Vinnie y Mason, amigos y compañeros de Kendall. Pero Kendall no tiene ninguna objeción. Nunca esperó heredar la plantación.
Ella regenta una pequeña tienda de té y lee el futuro en las cartas del tarot. No se considera una psíquica pero sí tiene el don de ver y leer en el corazón de la gente. Sin embargo, para algunos como Aidan Flynn, eso no son más que tonterías y un modo de engañar a incautos que creen en una vida más allá de la muerte.
Sin embargo, a pesar del antagonismo inicial entre ellos, la atracción no tarda en surgir entre la tarotista y el detective privado mientras una trama de suspense y asesinatos gira a su alrededor.

Noche mortal es la primera de las novelas que componen la trilogía de los hermanos Flynn, una trilogía que aúna suspense y una trama paranormal, además de una historia de amor.
El punto de partida de esta saga es la muerte de Amelia Flynn cuya herencia, una antigua plantación en Nueva Orleans en la que se dice habita el fantasma de una joven que se suicidó durante la guerra civil americana, pasa a manos de Aidan, Jeremy y Zachary. Pero ni Aidan ni Kendall creen realmente que el fantasma de Fiona vague por el viejo caserón, en cambio sí creen que un asesino vaga por la plantación y los alrededores. De igual modo creen que nadie estará seguro hasta que el culpable sea detenido.

Con la inconfundible pluma de Heather Graham, Noche mortal es desde mi humilde punto de vista una estupenda novela de intriga y fenómenos paranormales que te atrapa de principio a fin. No es ni mucho menos la novela que más me ha gustado de esta escritora, pero sí me ha proporcionado una lectura interesantísima que me ha mantenido en vilo hasta la última página.
La desaparición de varias mujeres a lo largo de los últimos años, unas desapariciones entre las que las autoridades no han establecido conexión alguna -pero sí lo hace Aidan- es el epicentro de esta novela, en al que no desluce la trama romántica que, en realidad, está muy íntimamente entrelazada a la policíaca.
A falta de leer las dos novelas que siguen a ésta, me he llevado muy buena impresión de esta nueva trilogía pues la trama me parece coherente a la vez que misteriosa y los hermanos Flynn resultan ser unos hombres un tanto desengañados con su trabajo o con la vida en general, pero capaces de adaptarse a los cambios que se producen. Y en su rudeza resultan muy atractivos.

A primera vista Aidan parece el más solitario de los tres hermanos Flynn, el más taciturno y casi diría que amargado. Aunque se vislumbra que Jeremy acabó un tanto quemado con su trabajo como policía, la muerte de su mujer supuso un terrible mazazo para Aidan. Centrado en su trabajo como detective privado, ve como le cae del cielo una herencia -una plantación sureña necesitada de reparación- , se ve inmerso en una investigación en la que nadie cree y como una joven tarotista pone su vida del revés.
A primera vista también Kendall y Aidan parecen totalmente incompatibles, es más ni siquiera se gustan o se caen bien, pero poco a poco todo comienza a cambiar.

Cuando Jeremy y Zachary proponen restaurar el viejo caserón, Aidan no se muestra muy entusiasmado pero, leal a sus hermanos, accede a ello. Y así comienzan una nueva vida, un nuevo e inquietante caso y... nace un nuevo amor.

Tanto por lo que respecta a la trama policial como a la romántica, la novela me ha gustado mucho. El ritmo me ha resultado muy ágil, con acción y suspense, diálogos muy ingeniosos que acompañan a la historia haciéndola más fluida, y con una atracción que traspasa el papel. Me ha encantado la manera en que se ha desarrollado la historia de Kendall y Aidan, pues si bien parte de una relación basada en la atracción, la complicidad entre ellos está muy patente y aunque no predominan escenas que destilan emotividad, como novela romántica me ha parecido muy sensual y bien lograda. Sin demasiadas escenas íntimas creo que se transmite muy bien la atracción entre ellos.

En cuanto a la investigación del posible asesino en serie, la verdad es que en ningún momento he sospechado la identidad del culpable. Al menos a mí me ha parecido que la autora ha logrado jugar muy bien con ese factor sin que parezca evidente desde el principio pero sin caer en sacarse de la manga al asesino en el último momento.

Una de las cosas que más me han gustado de Noche mortal es como entrelaza la época presente con los hechos acontecidos durante la guerra civil entre los primos Flynn, la muerte tanto de ellos como de Fiona. Me ha gustado como la autora entrelaza y juega con las leyendas y la presencia o no de sus espíritus.
Otra de las cosas que me han gustado es la magnífica ambientación, pues reconstruye la ciudad de Nueva Orleans a través de los ojos de los recién llegados hermanos Flynn pero también desde el punto de vista de quienes llevan allí toda su vida. Y sobre todo me ha impresionado que ocurre poco después del azote del Katrina.

Si tengo que mencionar algún aspecto menos favorable de la novela diría que, tal vez, el final es un poco apresurado pues el ritmo me parece fantástico pero el final se desvela con un poco de brusquedad. Al menos en mi opinión. Pero aun con ello, creo que Noche mortal es una buena novela que ofrece una trama misteriosa, un tanto tenebrosa y muy adictiva.


1 comentario:

Alexzita dijo...

este libro es demaciado interesante, contiene, suspenso, amor, emocion! yo sincera mente lo doy un 10 y eso que tengo 13 años pero en mi corta vida ha sido el mejor libro que eh leido