Este blog respeta los derechos de autor.

Todos los libros de los que aquí hablamos han sido comprados y leídos en papel o ebook en español o en inglés. Este NO es un blog de descarga de libros. Las críticas y/o reseñas que aquí se pueden leer son opiniones personales, nada más, y no pretenden ser otra cosa. Reseñamos principalmente novelas románticas, pero también, de vez en cuando, damos nuestra opinión sobre novelas pertenecientes a otros géneros.



miércoles, 15 de abril de 2009

Marlene, de Florencia Bonelli

Sinopsis

Micaela Urtiaga Four es la soprano más exitosa de los teatros líricos europeos de principios del siglo XX. Pero la soledad, las pérdidas y los recuerdos pueden más que todos los aplausos y la joven decide regresar a su tierra natal, Argentina. Sin embargo, el remanso que ansiaba hallar en Buenos Aires se convierte en un torbellino cuando su vida se ve repentinamente vinculada a la de Carlo Varzi, un proxeneta del barrio de La Boca, hombre bajo y sin escrúpulos, con un pasado tan oscuro como su presente. Así, la soprano favorita de la Ópera de París se verá obligada a cantar tangos en medio de un ambiente sórdido y desconocido, en uno de los burdeles de Carlo Varzi, bajo el seudónimo de Marlene.

Aunque tratará de vencer la atracción que ese hombre de La Boca ejerce sobre ella, finalmente cederá al impulso que la domina. Remordimientos y temores, deseos y pasión se enfrentarán, y el conflicto será inevitable.

Opinión:

Marlene es una de esas novelas que enciende mi pasión al mismo tiempo que me sobrecoge de emoción. Todos sus personajes, todos, no solo sus protagonistas son de mención de honor. Jamás pensé que una ambientación tan distinta a la que normalmente me atrae, en unos años sin el encanto romántico del pasado, pudiera llenarme tanto. Jamás pude imaginarme la seducción de un personaje como Carlo, la fiebre que le consume y transforma, la rendición de una señorita a manos de un camorrista, chulo proxeneta barriobajero, sin cultura ni educación. He devorado las páginas de esta novela, latiendo mi corazón a ritmo del desgarro, pasión e instinto, que desprende un tango, y me he emocionado y he sufrido y he gozado. Hay historias románticas e historias de amor, hay novelas que nos elevan el espíritu y nos hacen soñar, y otras que nos atan a la tierra, al sudor y la carne, las bajas pasiones, y al sentimiento que no conoce mas dueño que el objeto de su amor.

Marlene me sabe a existencia, a celos, dudas y envidias; a errores y desengaños; a sexo, cultura y humo; a pasión, rendición y amor. Atesorare el recuerdo de su lectura como una de las más bellas historias de amor y guardare un pedacito de mi corazón para aquella que entregó a Micaela el secreto que encierra la vida. Sin ti Marlene, sin tu fracaso, no hubiera podido nacer una historia tan hermosa como la que lleva tu nombre: Marlene, ¡Oh! Marlene...

Valoración: Muy bueno

Mencía

8 comentarios:

  1. Una vez que empiezas este libro sus líneas te atrapan y no puedes dejar de leer la maravillosa historia de Carlo y Marlene. Y es que Flor Bonelli me gusta. Me gusta sobre todo la descripción de ambientes que aparecen en el libro: por un lado el Buenos Aires de los arrabales, de pequeños locales llenos de humo y sin luz donde se empezaron a componer los primeros tangos; por otro, la fastuosidad de las grandes mansiones, el lujo y la ópera de la que la alta sociedad disfrutaba a principios del siglo XX. Sensualidad y bajas pasiones en contraste con el conservadurismo y la importancia de las apariencias ante todo. Carlo en un mundo, y Marlene en el otro. Y el triunfo del amor frente a los prejuicios.

    Carlo es malhablado, rudo, incluso machista pero ama a Marlene por encima de todo. Marlene procede de un ambiente inaccesible para Carlo, cantante de éxito y admirada en todo el mundo, no duda en poner en peligro su posición y descender a ese submundo. Y desde el momento en que ambos bailan un tango su destino queda sellado para siempre.

    Es una historia preciosa y emotiva que creo que nadie debería perderse, además de ser una crítica muy interesante de la sociedad de la época donde las apariencias engañan, y donde los habitantes de los barrios bajos de la ciudad resultan tener principios más sólidos que los considerados ciudadanos "ilustres".

    Y otra que os tengo que agradecer.

    ResponderEliminar
  2. Pues sí, me ha encantado.

    Los personajes son todos completísimos y a pesar de que me cuesta leer un libro en el que la narración tiene peso, "Marlene" me ha resultado muy ligero. No encuentro ni un sólo párrafo que me haya aburrido. Al contrario: todos son imprescindibles.

    Sin embargo he echado de menos tres o cuatro páginas más relatando la conversación con su hermana confesándole la verdad. Me hubiera gustado ver cómo plantea la situación, cómo se desarrolla, cómo termina...

    LAURA

    ResponderEliminar
  3. Al acabar de leer esta novela, son muchos los sentimientos que se agolpan dentro de mí y me cuesta encontrar las palabras para explicarlos. No sé muy bien por dónde empezar a contar que me ha parecido. Ante todo decir que me ha encantado, me ha mantenido en vilo durante su lectura y no he dejado de leer hasta acabarlo.

    Había leído muchos calificativos buenos de esta novela y, aunque me encantan las novelas de esta autora (es una de mis preferidas), esto siempre me predispone a empezar la lectura con cierto recelo. Pero me bastaron unas páginas para sumergirme en la Argentina de principios de S. XX, poco antes de que estallara la primera guerra mundial, y en la historia del amor prohibido que narra en sus páginas y perder la noción del tiempo.

    Creo que un amor prohibido es un buen modo de describir qué cuenta la novela de Marlene, pero como suele suceder, ¿no son acaso los amores prohibidos los más intensos y más sentidos?

    Me ha encantado la historia, de principio a fin. Y el que esté escrita en argentino sólo la ha dotado de mayor musicalidad, porque realmente leer Marlene sin las expresiones típicas de esa tierra, sin oír la música de tango sonar en tu cabeza mientras leo me resultará imposible desde ahora. Ante todo es una novela que destila tango y la sociedad de principio de S.XX de Argentina y eso queda patente en cada página. De ahí que las expresiones argentinas sean tan sentidas. Además que los diálogos de los personajes que aparecen, sobre todo de Carlo Varzi, sin el acento e inflexión argentina… pues, la verdad, sería otra novela.

    ¿Qué contiene esta novela que tanto gusta? Pues no sé al resto para mí hay varias cosas: es una historia de amor intensa, que se sumerge en lo prohibido y hasta peligroso que envuelve la relación de sus protagonistas; unos protagonistas que son muy diferentes, polos opuestos en todos los sentidos, en educación, posición social, valores, personalidad; tiene un entorno subyugante como es la Argentina de 1914, año en que se inicia la novela, los cambios de escenario en que se ambiente, desde los auditorios de París a los de Argentina, pasando por un burdel del barrio de La Boca son indescriptibles, y por último… está Carlo Varzi.

    Sinceramente hay temas y personajes que no me resultan atractivos en absoluto, ya sea por el carácter de estos o porque las implicaciones de esas tramas me dejan mal sabor de boca, pero cuando encuentras una novela y unos protagonistas que logran romper esos “prejuicios” sé que estoy ante una novela excelente. Eso es lo que me ha pasado con Marlene.

    Si antes de leer esta novela me dicen que un protagonista como Carlo Varzi lograría enamorarme y conmoverme hasta el punto que lo ha hecho, me habría resultado difícil de creer (aunque no imposible), pero es lo que me ha sucedido.

    Carlo es un protagonista que rompe con muchos tópicos y estereotipos del héroe romántico, pero quizá por eso y creo que sobre todo por la fuerza y carga emocional con las que Florencia Bonelli lo caracteriza -tan bien además- ha conseguido enamorarme página a página.

    Carlo es un proxeneta, un hombre rudo que ha pasado por alto sus principios y valores para ser quien es, pero detrás de todo eso hay una razón humana que creo es imposible que no te conmueva. Y leer cómo ese hombre visceral, posesivo, celoso y de voluntad indoblegable, que ha conocido las mayores miserias humanas, se enamora de Marlene es precioso y te deja sin palabras.

    Micaela, la protagonista, a la que Carlo bautiza como Marlene es una mujer con mucho carácter aunque no tan explosivo como Carlo. Su posición social, su educación y creencias pesan mucho en el bagaje de este personaje. No obstante también arrastra una infancia triste aunque de las proporciones que Carlo. Pero cuando conoce y se enamora de Carlo, a pesar de su férrea lucha, sucede lo que sucede cuando el amor interviene: desaparece la lógica y la razón, sólo imperan los sentimientos.

    Para mí esto lo que destila esta novela: sentimientos, las sensualidad del tango, una lucha de voluntades y de clases… y una lucha encarnizada entre el corazón y la cabeza.

    En mi opinión, Marlene es una novela inolvidable, magistralmente escrita y documentada -como todas las de Florencia Bonelli- que narra una historia de amor sublime e inigualable.
    Como me sucede cada vez que leo algo de esta escritora, tengo que repetir que esta novela ofrece una alternativa excelente para leer sobre otras ambientaciones, otros países, y encontrar una trama que no deja indiferente.

    Como digo anteriormente, en esta novela existen muchos aspectos que fuera de las páginas de Marlene y en otro contexto no me atraerían leer en una historia romántica, pero aquí, descritos, ambientados y entonados bajo la sensualidad de esta novela dan pie a una historia de amor inolvidable.

    ResponderEliminar
  4. Marlene es una de esas novelas que enciende mi pasión al mismo tiempo que me sobrecoge de emoción. Todos sus personajes, todos, no solo sus protagonistas son de mención de honor. Jamás pensé que una ambientación tan distinta a la que normalmente me atrae, en unos años sin el encanto romántico del pasado, pudiera llenarme tanto. Jamás pude imaginarme la seducción de un personaje como Carlo, la fiebre que le consume y transforma, la rendición de una señorita a manos de un camorrista, chulo proxeneta barriobajero, sin cultura ni educación. He devorado las páginas de esta novela, latiendo mi corazón a ritmo del desgarro, pasión e instinto, que desprende un tango, y me he emocionado y he sufrido y he gozado. Hay historias románticas e historias de amor, hay novelas que nos elevan el espíritu y nos hacen soñar, y otras que nos atan a la tierra, al sudor y la carne, las bajas pasiones, y al sentimiento que no conoce mas dueño que el objeto de su amor.

    Marlene me sabe a existencia, a celos, dudas y envidias; a errores y desengaños; a sexo, cultura y humo; a pasión, rendición y amor. Atesorare el recuerdo de su lectura como una de las más bellas historias de amor y guardare un pedacito de mi corazón para aquella que entregó a Micaela el secreto que encierra la vida. Sin ti Marlene, sin tu fracaso, no hubiera podido nacer una historia tan hermosa como la que lleva tu nombre: Marlene, ¡Oh! Marlene...

    ResponderEliminar
  5. Pues yo también la he terminado ya; me di un atracón de cuidado, la empecé por la mañana y ya no la dejé hasta acabarla por la noche...ni comidas, ni meriendas ni cenas ni ná, abandoné el barco como quien dice y los dejé a todos que se las arreglaran sin mi... hasta ese punto me enganchó;que me gustó queda claro, y mucho además... por muchas razones, pero la principal es que me resultó novedosa, por el ambiente argentino, por la trama, y sobre todo por la diferencia tan grande de ambientes que retrata tan magistralmente;en ese sentido me recordó un poco a las novelas de la Montefiore, que tienen también mucho dramatismo y reflejan estupendamente la clase de vida de la alta sociedad argentina ( me encantó esa palabra spanglish : jailaife, de high life).
    El único pero (siempre tiene que haber uno, verdad?) se lo pondría a la reacción de Marlene cuando Carlo le sugiere el trato que la lleva a su burdel... no me acaba de encajar la rapidez con la que acepta, se me hace un poco raro que una señorita de su rango,fama y estilo no tenga mecanismos para negarse y arreglar las cosas de otra manera, por muy bien "relacionado" que esté Carlo con las autoridades; pero bueno, sin eso no habría libro, por supuesto.
    Así que otra vez te doy las gracias, Ana, por permitirme llegar a este libro .

    ResponderEliminar
  6. excelente el libro... Sin duda Carlo es el auténtico hombre que a cualquera enamoraria. Estos dos personajes se merecián una historia así.

    ResponderEliminar
  7. A mi también me ha gustado. Me ha parecido una historia de AMOR profunda, emotiva y sin embargo ágil. Es de esas novelas que transcurren deprisa, que no se paran en el tiempo y que cuentan los hechos y los sentimientos como son, sin darles muchas vueltas. La empecé y me daba pena salir de casa para no dejarla.

    Me ha gustado mucho la ambientación, Buenos Aires antes y durante la primera guerra mundial, la diferencia de extracción de los personajes, la descripción del entorno de los protagonistas y la música que lo envuelve todo, ópera o tango.

    Lo personajes secundarios me han parecido extraordinarios. Marlene, el ama de cría que hace de madre, el profesor de canto, el padre, el hermano, la madrastra, el diplomático y su amigo inglés, la amiga que lo deja todo por amor, los matones, las prostitutas...

    Sin embargo, estoy de acuerdo con lo que dice Laura, la autora podía habernos contado esa conversación con su hermana, habría sido precioso. Ahí me ha dejado la historia un poco coja.

    Es de esas novelas que releeré pronto porque sé que no le he sacado todo el jugo.

    ResponderEliminar
  8. Otra historia que me cautivo.No comento mas porque las comentaristas ya lo explicaron mejor que yo .

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.